BENEFICIOS DE LAS RATAS EN EL ECOSISTEMA » Fertilizadores y fuentes de alimento

Con al menos 2,000 especies, los roedores son el grupo más grande de mamíferos en el mundo. Estas diversas criaturas viven en todos los continentes, excepto en la Antártida, así como en la mayoría de las islas. Se adaptan a la vida en casi cualquier hábitat y se pueden encontrar desde pantanos y selvas tropicales hasta desiertos. Pese a que son catalogados como una indeseable plaga, son muchos los beneficios de las ratas y el aporte de estas al ecosistema es muy importante.

Algunas ratas pasan todo el tiempo en los árboles, mientras que otros viven bajo tierra y rara vez se aventuran sobre la superficie. Donde quiera que se encuentren, las personas a menudo los tratan como plagas por las enfermedades que causan, pero juegan un papel importante en los ecosistemas que habitan.

El tamaño pequeño y la fecundidad también desempeñan un papel importante como presas para depredadores más grandes. Se podría decir que las lechuzas, que son aves nocturnas, están optimizadas para la caza de estos roedores casi igualmente nocturnos.

Beneficios de las ratas en el ecosistema

Las ratas son una importante fuente de alimentación para otros animales; de esta manera se pueden preservar especies y se crea un equilibrio dentro del ecosistema.

Al mismo tiempo, existe una especie de rata que se encarga de propagar semillas que, a la postre germinarán y darán frutos. Los roedores almacenan semillas para su consumo; sin embargo, hay muchas que no se comen, lo que genera el brote de las semillas en frutos y árboles.

A continuación se dará un listado más descriptivo de todos los beneficios de las ratas y cómo estas pueden aportar mucho al ecosistema, en detrimento de lo que se piensa de ellas que son plagas que arrasan cultivos y alimentos.

Fuente de Alimentación

Casi todos los tipos de animales se aprovechan de los roedores hasta cierto punto, incluyendo aves, reptiles, anfibios, otros mamíferos e incluso peces. Los roedores también acogen una gran cantidad de parásitos, como ácaros y garrapatas, animales que las personas pueden encontrar tan problemáticas como los roedores.

En todo el mundo, la gente ha cazado y matado varias especies de roedores para alimentarse. En África, los cazadores furtivos matan especies de roedores más grandes por la carne cuando se ha agotado la caza mayor.

Las ratas son una importante fuente de alimentación para depredadores más grandes

Propagadores de semillas

Los biólogos han sabido durante mucho tiempo que los roedores de los bosques tropicales desempeñan un papel clave para estimular el crecimiento de nuevos árboles en el bosque al esparcir semillas. Al menos un roedor africano, la rata gigante Kivu, tiene la misma responsabilidad de estimular el crecimiento de las plantas dispersando semillas.

Dispersan las semillas más grandes, así como también construyen grandes cantidades de semillas para el consumo posterior que a menudo no se consumen. Donde las semillas germinan, crece una nueva vegetación de plantas o árboles.

El comportamiento similar de los roedores ocurre en América del Norte, donde brotan las semillas hechas por roedores excavadores, como ratas canguro y ratones de bolsillo. Estas criaturas almacenan semillas junto con otras materias orgánicas para el consumo invernal.

Fertilizadores de la tierra

Muchos roedores, como las ardillas de tierra, los arcos de bolsillo y los perros de las praderas, se entierran bajo tierra, cavando extensas madrigueras y túneles. Estos túneles no solo crean un hábitat para muchas otras especies subterráneas, sino que también brindan importantes beneficios para el suelo. Los túneles de excavación giran sobre el suelo, mezclando las capas superiores de basura y heces con las capas más profundas.

Este proceso fertiliza el suelo y entierra carbono, esencial para el crecimiento de las plantas. Los túneles permiten que el agua fluya profundamente en el suelo en lugar de escurrirse, y también transporta oxígeno a través de las capas de sedimentos, aireando el suelo para estimular el crecimiento de las raíces.

Distribuidores de hongos

Las plantas en los bosques tienen relaciones mutuamente beneficiosas con los hongos en el suelo. Los hongos proporcionan nutrientes a las plantas, mientras que las plantas le dan energía a los hongos para crecer y reproducirse. Las semillas de algunas plantas, como las orquídeas, ni siquiera germinan y brotan sin estar adheridas a un hongo.

Los roedores, como las ardillas rojas, recolectan y almacenan hongos, exponiendo las esporas a los elementos y fomentando su propagación. Los hongos subterráneos dependen casi por completo de los roedores para dispersar sus esporas y reproducirse. Cuando los roedores comen sus hongos, distribuyen las esporas de hongos en su excremento, lo que facilita otra generación de bosque saludable.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…